sábado, 14 de octubre de 2017

Llega el otoño...








Las hojas se pintan de colores....,
dejando que las notas, temblorosas,
se alcen por el aire, candorosas...
El aire, a ráfagas, se mueve,
rozando con caricias nuestro rostro.
Humilde y bello ya va entrando,
sigiloso y colorido,
el otoño.



Doncel

sábado, 7 de octubre de 2017

Apuntes de una plácida tarde...






Cuando los campos sueñan
y el sol se deja querer,
¿ hay mejor belleza
que la de este atardecer?...

Cuando el sol brilla entre
los manzanos de la cuesta,
nos brinda la tarde,
espectaculares puestas.

Abejas doradas
de la zarza y alrededores,
para el colmenar,
liban de las ricas flores.

Por San Blas, vuelven
a los pueblos las cigüeñas,
y con las lluvias de otoño
floridas están la sendas.

Al norte la Utrera,
al sur las Omañas,
y en medio del valle
San Martín, pueblo con garra.

Con la lluvia primaveral
y primeros rayos de sol,
huelen a hierba fresca
los campos de León.

Cuando el ruiseñor
canta en las choperas;
cuando se vuelve hablador
el río Omaña;

cuando no aprieta el calor
y la tarde es plácida,
para mi corazón son
momentos de calma.



Fco. tras de las casas


domingo, 17 de septiembre de 2017

Ensueños ...







( Llamó a mi corazón un claro día, 
con un perfume de jazmín, el viento...)
A. Machado.



...La brisa en el jardín,
junto al rosal bello, pleno de pétalos,
rozó mi corazón 
con perfume de jazmín...,
el aroma conocido
de una noche del estío:
el aroma que bailando
de una doncella sentí
en sus cabellos prendido ...
entre música gentil.



Los pétalos cayeron,
la fuente enmudeció.
Tan sólo el jazmín
se abría en el balcón 
y por siempre quedó en mi corazón.
Y aquel viejo jardín,
se hizo ensueño bello
en las noches con brisa del estío,
en noches de color de terciopelo... 




Doncel









jueves, 14 de septiembre de 2017

"Coplillas de un corazón partío"



Si escucho en la iglesia
tañer las campanas,
es paz interior
lo que hay en mi alma.
Tren que viaja solo
con billete de ida,
estación final,
ciudad sin salida.
La vida de pueblo
levanta los ánimos,
nos hace felices
y sentirnos mágicos.
Y tiene mi pueblo
mucho verde y brillo,
una linda iglesia
y un señor castillo.
¡Sueños de poeta!,
pueblos del Omaña,
vuestra soledad,
mi corazón daña.



Fco. Tras de las casas.

lunes, 4 de septiembre de 2017

Las de veces que he soñado ...

Imagen relacionada






Romance

Las de veces que he soñado
con un sitio como este

Las de veces que he soñado
hacia Pradanjos perderme,
un lugar que abre la puerta
del cielo a tres valles verdes.
Por camino forestal
de tierra y piedra, se sube
por la cimera del pueblo
a este idílico paraje
entre sus márgenes, chopos
donde sopla el viento fuerte,
con un reguero de sendas
que hacia los montes se pierden.
Un arroyo serpentea
por su centro y dan cortés
bienvenida, florecillas
silvestres multicolores.
Las de veces que he soñado
en un óleo como este
y a donde al atardecer
mis musas a veces vuelven
y los cielos son benditos
cuando el día languidece;
y la soledad sonora
te roza, se nota y siente;
donde corta el viento el águila
mientras la brisa es suave,
y alcanza el horizonte más
lejano de los roquedales,
donde posan elegantes
los mirlos en los zarzales,
y a perseguir lobo y corzo,,
muerte y vida lo que valen.
Las de veces que he soñado
hacia pradanjos perderme,
cuando Dios creó el edén
pensó en un lugar como este.



Fco. Tras de las Casas

miércoles, 26 de julio de 2017

El jardín de mi abuelo Pedro








La tarde va muriendo en el jardín 
con el aroma de jazmín al viento.
La tarde ya arde lejos del jardín,
con fulgores purpurinos de incienso.

Y del rosal, sintiéndome atraído,
a oler una rosa se acercó mi alma,
y al notar su fragancia, conmovido,
vi yo la luz de una emoción lejana,

de una doncella cuyo amor sentía,
cuando al bailar el cabello esparcía 
y el aroma de su pelo aspiraba.

Tras  sentir el olor que conocía,
las lágrimas de mis ojos corrían
junto a la fuente en que saltaba el agua...




Doncel